El jardín quemado de los tenistas

"Nadal Federer", de JiteshJagadish

En el fondo, un jugador tiene mucho más en común con sus contrincantes que con los compatriotas a los que representa. Ese chico y yo llevamos una vida al margen del resto: rodamos de hotel en hotel, abrazamos una mujer distinta cada noche… Nunca nos encontramos lejos de las sesenta y cuatro casillas y, sin embargo, estoy seguro de que ambos sentimos el mismo cansancio en este viaje infinito por los tableros del mundo.

(De J. Mayorga)

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s